LA MENTE DEL VIAJERO

LA MENTE DEL VIAJER

Hace unos días estuve viendo algunas fotos de la primera vez que viajé a Roma, de esto hace ya muchos años. Al verlas, recordé con cariño los paseos por sus angostas calles, el barullo de sus abarrotadas plazas, el ruido del agua de sus monumentales fuentes, las interesantes visitas a sus museos, el placer de degustar sus deliciosos helados, las divertidas conversaciones con sus habitantes… Roma es una ciudad llena de encanto que me cautivó desde el primer instante.

Imaginaos que al volver a casa tras mi viaje, me hubiera deprimido por no haberme podido traer a Madrid la Fontana di Trevi, el barrio del Trastévere o el Coliseo, convencida de que sin volver a contemplar esas cosas tan maravillosas nunca lograría ser feliz.

Esto que puede resultar absurdo es justamente lo que hacemos con todo lo que nos gusta mucho en la vida, es decir, transformamos mágicamente algo placentero y gratificante en algo necesario y, en consecuencia, nos llenamos de ansiedad ante la posibilidad de no conseguirlo, pero aunque lo consigamos, el miedo a perderlo nos impedirá disfrutarlo plenamente. Y si al final acabamos perdiendo eso que creemos necesario para nuestra felicidad, nos deprimiremos.

Gozaríamos de una existencia mucho más relajada si caminásemos por la vida igual que un viajero, es decir, disfrutando al máximo de todo lo que tenemos a nuestro alcance en cada momento, pero sabiendo que en algún día se acabará y que cuando eso ocurra no importará demasiado, porque no lo necesitamos para encontrarnos emocionalmente bien.

En definitiva, es fundamental para nuestra salud mental aprender a coger y, sobre todo aprender a soltar, porque no olvidemos que todo es pasajero y, por lo tanto, debemos fluir con el devenir de las cosas, disfrutando de lo que nos ofrece la vida pero sin aferrarnos neuróticamente a nada ni a nadie.

Anuncios

Un pensamiento en “LA MENTE DEL VIAJERO

  1. Hola Pilar!!!!
    Me gusta el gesto , la pose y la actitud de la viajera que camina con lindos pasos y sin grandes pesos , siempre abierta a la incertidumbre de la experiencia que enseña , circunstancias sabias fruto de la unión de la realidad y del sujeto de conocimiento que anhela absorber , sentir y respirar las historias acumuladas de los pueblos en el musgo sedimentado en las fuentes , en la herrumbre de los enormes clavos atravesados en las antiguas puertas de ciudadelas, castillos y catedrales , en los desgastados colores de los ventanales que cuelgan en las mansiones de las desaparecidos linajes nobiliarios y en la carcoma de las grandes vigas de madera que vertebran los puentes que como ritos de paso permiten saltar a través del tiempo para vivir innumerables vidas en distintas épocas para amar todo aquello que por ahí estuvo y ya no está , y también para amar a todo aquello que ahora es y dentro de poco no será más que un recuerdo anónimo de existencias engulidas por el no-ser .

    Me gustan las viajeras que se desplazan livianas , ávidas de curiosidad por descubrir otras maneras de vivir , oteando el horizonte mientras su mirada se va desplazando por calles, fachadas , mercados y aceras aminorada por unos pies que pisan sin prisa posibilitando retener en la retina la belleza de los muros , verjas , empedrados y semblantes de gente anónima que están condenados a vivir una existencia inconmensurable , inefable , incognoscible e inaprehensible.

    Me gustan las viajeras que lanzan los dados apostando por acceder al Acontecimiento sin apegarse excesivamente a él.
    .
    ¡¡¡¡¡ Enhorabuena por este artículo transhumante , nómada y terriblemente atractivo!!!!!

    Saludos cordiales.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s